El Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, ICBF logró identificar y atender 1.358 casos de niños, niñas y adolescentes en todo el país, de los cuales a 174 ya se les iniciaron procesos administrativos. De este número identificado 24 casos pertenecen al departamento del Tolima.

Recordemos que es a través de un plan choque que se llegó a esta cifra donde se lograron estas identificación y automáticamente el Instituto de Bienestar brindó el acompañamiento y asesoramiento a sus familias en materia de prevención de posibles situaciones que pongan en riesgo los derechos de los niños.

Es así como vale destacar que se pudo el restablecimiento derechos a 357 menores de edad, quienes son atendidos en los diferentes programas del ICBF unos en hogares sustitutos o externados. Es de precisar que es todo el año lo que durara este plan choque.

Denuncias por otros medios

Por medio de la mensajería instantánea de WhatsApp se recibió el 9% de las denuncias y por la Línea 141 el 52%, siendo este el canal más utilizado por la ciudadanía para reportar casos.

Por su parte los Equipos Móviles de Protección Integral (EMPI) del ICBF identificaron el 27%, mientras que las denuncias presenciales, escritas o por correo electrónico representaron el 12%.

Casos en cifras

Bogotá 386

Valle del Cauca 109

Norte de Santander 88

Antioquia 75

Atlántico 73

Santander 58

Magdalena 48

Córdoba 46

Bolívar 45

Nariño 38

Cundinamarca 37

Caldas 35

Meta 33

Cesar 30

Risaralda 30

Huila 28

Boyacá 27

Sucre 24

Tolima 24

Cauca 18

Caquetá 17

La Guajira 17

Putumayo 14

Chocó 13

Arauca 13

Casanare 12

Quindío 10

Guainía 6

Vichada 2

Amazonas 1

San Andrés 1

34 en total fueron las actividades de sensibilización y 93 las jornadas de identificación de casos donde la tarea fundamental fue garantizar los derechos de los niños, niñas y adolescentes del país ubicados en los hogares sustitutos del ICBF.

“Seguiremos recorriendo ciudades, municipios, veredas, plazas de mercado, calles y todos los lugares para identificar situaciones de trabajo infantil. Nuestro deber es proteger a todos los niños, niñas y adolescentes y garantizar sus derechos. No queremos ver a los menores de edad trabajando, sino estudiando y jugando”, puntualizó Abudinen Abuchaibe.