A través de un comunicado la petrolera Hocol manifestó no contar con las condiciones para adelantar su operación debido a las vías de hecho que adelanta la comunidad indígena y campesina de los sectores Mesa de Cucuana y Santa Rita.

La empresa especificó que el bloqueo de las comunidades no permite desarrollar las actividades normales, “ni tener el control de la operación generando potenciales riesgos a la infraestructura, la salud y al medio ambiente, razón por la cual se hace necesario el cierre total de los campos”.

Otra de las precisiones que hizo, es que ha cumplido con los compromisos adquiridos hasta la fecha, los cuales se ubican dentro del marco de la ley.

Cabe recordar que la protesta adoptada por los habitantes de Mesa de Cucuana y Santa Rita desde el 4 de abril se debe, a que según ellos, se sigue incumpliendo acuerdos en temas laborales, ambientales y de inversión social.