El superclásico argentino entre Boca Juniors y River Plate, inédita final de la codiciada Copa Libertadores, sí se jugará.

Los árbitros inspeccionaron el campo y determinaron que es apto para jugar. La final entre más esperada arrancará a las 2:00 p.m. hora colombiana. Además, las condiciones climáticas son favorables para la realización del compromiso.

Tras la suspensión del sábado por el diluvio que cayó en la ciudad de Buenos Aires, el organizador Conmebol ratificó en su cuenta oficial de Twitter que “la inspección efectuada determinó que el campo de juego de la Bombonera está en condiciones para la disputa, desde las 16, del partido de ida de la final de la CONMEBOL Libertadores 2018”.

El encuentro comenzará a las 2 de la tarde hora colombiana, una hora antes del horario oficial que tenía estipulado el sábado.

La decisión se dio luego de una reunión entre los directivos del ente regulador del fútbol sudamericano, en cabeza de Alejandro Domínguez, para definir si finalmente el primer partido de la final se jugaba este domingo.

(RCN Radio)