Fue al interior de la vivienda ubicada en la calle 66 número 22-05 del barrio Ambalá, donde una estudiante de psicología atentó contra su existencia.

La mujer, de 20 años de edad, fue hallada sin signos vitales ayer sobre las 11 de la mañana.

Al sitio arribó un cuadrante de la Policía Metropolitana de Ibagué adscrito al CAI La Gaviota, que se encargó de acordonar la escena de los hechos.

Presuntamente, la joven identificada como Angie Alexandra Arcila Parrado, estudiante de la Universidad de Ibagué y quien era natural de Fusagasugá, Cundinamarca, se habría suspendido con un lazo. Las autoridades investigan los motivos que llevaron a la muchacha a tomar la fatal decisión.

El cuerpo fue trasladado a Medicina Legal de Ibagué. Ayer sobre las 2:30 p.m. familiares se acercaron al Instituto a preguntar por las diligencias que debían efectuar para retirarla y así darle el último adiós.

EL NUEVO DÍA.