Autoridades encontraron sin vida a Leydi Johana Soto, quien desapreció hace diez días en Cali. La mujer fue encontrada en el río Cauca a la altura del departamento de Caldas y al parecer asesinada por su expareja.

Según denuncias de familiares y personas cercanas a Leydi Johanna, ella habría sido raptada por el padre de sus cuatro hijos, contra quien pesaban denuncias por maltrato intrafamiliar, que incluían agresiones físicas y verbales.

De acuerdo a lo manifestado por sus familiares, la mujer se encontraba en su vivienda cuando recibió la llamada del hombre y acordaron encontrarse a la afueras de la casa para la entrega de un dinero para sus hijos.

“Mi hermana lo había denunciado porque él era una persona agresiva y tenía una medida de alejamiento, además no estaba respondiendo económicamente por los niños. Pudimos conocer que este hombre envió un mensaje de texto al celular de Leidy afirmando que nunca íbamos a volver a verla y que los hijos se fueran a vivir con la abuela”, indicó su hermano Diego Soto.

El exesposo de Leidy es taxista y de acuerdo con testigos del hecho consultados en su momento, observaron cuando la mujer era subida a un vehículo tipo taxi de placas VCQ-296.

Los familiares también habían denunciado que no han recibido ningún tipo de atención por parte de las autoridades, pese a que la mujer fue incluida en la ruta de atención a las víctimas de violencia contra la mujer.

RCN RADIO.