Frente al alto número de niños que durante los meses de septiembre, octubre y noviembre participan en la cosecha cafetera y terminan abandonando sus estudios para trabajar como recolectores del grano en las fincas del municipio de Chaparral, en el sur del Tolimael Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF), a través de su Equipo Móvil de Protección Integral (EMPI), desarrolló la campaña en contra del trabajo infantil.

La tarea es evitar posibles casos de deserción escolar y contrarrestar el fenómeno que afecta a niños, niñas, adolescentes. Un grupo de profesionales del Instituto hizo presencia en las instituciones educativas del sector rural y urbano, donde se explicó tanto a estudiantes como profesores, acerca de qué es trabajo infantil, el peligro que representa, y se les orientó sobre la ruta de atención para denunciar estos casos.

Asimismo, se visitó establecimientos comerciales, lavaderos de motos, compras de café y la plaza de mercado, donde sensibilizó a los habitantes.

A esta actividad se unió la Policía Nacional con el grupo de infancia y adolescencia.

CARACOL RADIO