La Policía en compañía de la Secretaría de Gobierno y la Alcaldía de Kennedy procedieron a la suspensión de actividades en dos locales en donde no se cumplieron las indicaciones de aislamiento preventivo ni las medidas de desinfección y bioseguridad ordenadas, ya que se encontraron los primeros casos confirmados de COVID-19 en Corabastos.

A los establecimientos implicados se les impuso comparendo de 32 salarios mínimos diarios legales vigentes y medida Pegagógicas, contempladas en el Código de Policía.

«Esta es la central más importante de abastecimiento para Bogotá y el corazón del país. No podemos permitir que se convierta en un peligroso foco de contagio para las miles de personas que la visitan diariamente. Hoy se inspeccionaron varías bodegas y se sellaron dos locales. Cualquier establecimiento que incumpla con los protocolos establecidos ordenados por el Distrito será sellado inmediatamente. Hemos ordenado una desinfección masiva de la plaza y ajustes en los horarios de operación para reducir aglomeraciones» indicó, Luis Ernesto Gómez, secretario de Gobierno.

Por orden del Distrito esta central de abastos deberá realizar una jornada semanal de desinfección general, motivo por el cual no operará los sábados desde las 4pm hasta el domingo a la misma hora. Así mismo se ordenaron modificaciones en los horarios de abastecimiento para reducir aglomeraciones en las horas pico, comprendidas entre las 8pm y las 3am.

Las demás plazas de mercado y distribuidoras de alimentos, también deben seguir las recomendaciones de sanidad para garantizar la seguridad de los trabajadores y visitantes del lugar.