La comunidad del Guamo, esta preocupa por las salidas e ingresos de personas que sin verdadera razón solicitan permisos para desplazarse a otras ciudades sin ningún motivo veraz. Es el caso contrario de personas que presentan problemas de salud que obligatoriamente deben ser atendidos.

Más de 40.000 ciudadanos han consultado al Centro de Logística y Transporte para tratar de obtener un ‘permiso’ y poder regresar a sus ciudades de origen, pues la cuarentena los obligó a quedarse en un lugar distinto al de su residencia.

En el artículo 3 del Decreto 593 de 2020 están contempladas 41 excepciones o actividades que permiten la movilización en el territorio nacional en esta cuarentena, incluidas las de fuerza mayor o caso fortuito.

Este artículo decreta que la circulación de personas está permitida para las actividades de salud, adquisición de bienes de primera necesidad, servicios bancarios y financieros, asistencia y cuidado de otras personas, causas de fuerza mayor, las cadenas de producción y abastecimiento, servicios de emergencia, servicios funerarios y similares, entre otras medidas.

Lo que no cabe en la cabeza es porque las personas actúan de mala fe, y piensan que no es real esta situación, estamos afrontando una “PANDEMIA” y aun salen a las calles sin los elementos de bioseguridad y hacen vida social. La seriedad de la situación empieza por nosotros, la responsabilidad de prevenir el contagio.

Por otro lado, las autoridades de salud han informado mediante diferentes canales de comunicación para reducir la propagación del COVID-19. El presidente Duque, se ha encargado de organizar, planificar y actuar, ante la situación con los ministros y entidades públicas y privadas para brindar apoyo a todos los sectores sociales.