Los habitantes de San Luis, tendrán más restricciones para salir de sus casas, así lo aseguró el alcalde de esa localidad Guillermo Ignacio Alvira.

El mandatario aseguró que, tendrán toque de queda las 24 horas los días martes y jueves; el pico y cédula se modifica para para que las personas puedan salir dos días en la semana.

Igualmente, Alvira afirmó que, los carros que llegan con cerveza y otras bebidas podrían ingresarán un sólo día al municipio y los que van a surtir los supermercados tendrán que hacer los pedidos por teléfono y los proveedores únicamente entrarán dos veces en la semana.

De otra parte, el alcalde aseguró que en la escuela de la Policía del Cenop, ubicada en la jurisdicción de San Luis, habrá más infestados de coronavirus, por eso toma fuertes medidas: “Para prevenir que no me llegue al casco urbano y veredas”, dijo Alvira.

En el lugar, a la fecha ya son 40 uniformados contagio de COVID-19.