A 18 ascendió la cifra de fallecidos tras la explosión de un carrotanque en el corregimiento de Tasajera, municipio de Pueblo viejo, Magdalena.

Decenas de personas intentaron saquear la gasolina de un carro cisterna que se accidentó en la vía, el cual explotó y dejó al menos 18 muertos y 49 personas heridas con quemaduras de primero, segundo y tercer grado, los cuales son atendidos en diferentes centros asistenciales de Ciénaga y la ciudad de Santa Marta. Cuatro de los heridos son venezolanos.

Entre el lunes y la mañana de este miércoles murieron 11 pacientes que estaban recluidos en clínicas y hospitales de Santa Marta y Barranquilla.

Estos se suman a los siete que perdieron la vida calcinados en el lugar de los hechos y que están en proceso de identificación en Medicina Legal.

Las identidades de las personas fallecidas en las últimas horas son:
1. Carlos Ariza, 18 años.
2. Adolfo León Carranza, 19 años.
3. José Galindo Gutiérrez, 44 años.
4. Deivis Andrés Carranza Ariza, 23 años.
5. Joiner Pacheco Viloria, 21 años.
6. José Luis Castillo, 29 años.
7. James Alberto Carbonó, 21 años.
8. Osnaider Álvarez, 26 años.
9. Gustavo Torres Maldonado, 23 años.
10. Álvaro Ariza, 21 años.
11. Wilmar Antonio Pardo Ayala, de 41 años.

En cuanto a la remisión de los heridos, inicialmente se iban a trasladar 10 personas a Bogotá pero una de ellas se descompensó y dos dieron positivo para COVID-19.

Los pacientes trasladados a Bogotá el martes fueron:

Mauricio Martínez Rada, 25 años.
Cristian Sneider Maldonado, 23 años.
Aldair Álvarez Orozco, 23 años.
Jorge Orozco Montaño, 27 años.
Cesar Robles Orozco, 35 años.
Manuel Julián Peña Robles, 25 años.
Nelson Zabala Montoya, 32 años.

Este miércoles se está coordinando un segundo vuelo en el que serían trasladados otros cuatro pacientes:
Carlos Camargo, 22 años.
Oscar Franco Ballesteros, 23 años.
Jesús Joaquín Guerrero, 22 años.
Anyelo Pérez, 17 años .

El automotor estaba volcado en el kilómetro 47 entre la ciudad de Santa Marta y Barranquilla, con 5.200 galones de gasolina, en donde muchas personas del corregimiento de Tasajera, con pimpinas, baldes y botellas, aprovecharon para saquear la gasolina.

Las personas hicieron caso omiso de las advertencias de la Policía y el conductor del vehículo para que se alejaran del sitio, ante el riesgo de una explosión.

Varios pacientes ya fueron trasladados hasta Bogotá en un avión de la Fuerza Aérea Colombiana por su delicado estado de salud.