En la tarde de este viernes llega a Ibagué el nuevo jerarca de la Iglesia Católica, monseñor Orlando Roa Barbosa, quien hará un recorrido en vehículo por las principales vías de la ciudad para saludar a los feligreses que se ubicarán en sitios estratégicos, respetando el distanciamiento social y con todos los protocolos de bioseguridad.

El recorrido terminará en la Catedral donde es esperado por el gobernador Ricardo Orozco y el alcalde de Ibagué, Andrés Hurtado. Allí se cumplirá un acto protocolario.

La posesión está prevista para este sábado, 18 de julio, a las 11:00 de la mañana con una solemne eucaristía presidida por el nuncio apostólico en Colombia, monseñor Luis Mariano Montemayor. La ceremonia será a puerta cerrada y con la asistencia de un reducido grupo de sacerdotes y obispos.

Roa nació en Cali, Valle, pero desde muy pequeño su familia se radicó en Ibagué donde realizó sus estudios de formación sacerdotal. Estudió teología sistemática en la Universidad de la Santa Cruz en Roma. Su ministerio sacerdotal lo ha ejercido en las parroquias de los municipios de Santa Isabel y Rovira. En Ibagué fue rector del Seminario Mayor y de la parroquia Perpetuo Socorro del barrio Belén.

Posteriormente fue llamado para integrar el episcopado colombiano, siendo designado como obispo auxiliar de Ibagué y luego nombrado como obispo del Espinal y Sur del Tolima, posición que ocupó en los últimos 5 años.