La Corte Suprema de Justicia dejó en firme la condena de 27 años de cárcel y el pago de una multa superior a los 20 mil millones de pesos contra el abogado Orlando Arciniegas, por permitir el desfalco por más de 11 mil millones de pesos, en la adecuación de los escenarios deportivos en Ibagué que dejó sin piso el presupuesto para la construcción de los juegos nacionales en el año 2015.

La Corte Suprema de Justicia negó la revisión de la condena, ordenada por el Tribunal Superior de Ibagué en 2018, cuando redujo la pena del abogado. La empresa que se ganó la licitación recibió la coima de 1.776 millones de pesos.

Para la defensa la condena tenía que revisarse porque cuando Arciniegas aceptó cargos, no se le respetaron las garantías ni había ejercido como servidor público durante la contratación.