Tras la más reciente decisión de la Corte Suprema de Brasil, en diálogo con 6AM Hoy por Hoy de Caracol Radio, Waldheim García Montoya (corresponsal en Brasil) contó que la decisión no puede cambiarse y ya es definitiva.

Lo anterior teniendo en cuenta que la mayoría de miembros de la Corte votó a favor de la realización de la Copa y desde hace meses, la misma Corte es la que toma las decisiones relacionadas con el COVID-19 porque le quitó facultades al presidente Bolsonaro.

La Corte Suprema de Brasil alcanzó este jueves la mayoría de seis votos necesaria para permitir que la Copa América se juegue en el país, con lo cual ha negado tres recursos que pedían suspender el torneo debido a la pandemia de covid-19.

La decisión es ya irreversible, pues la corte tiene once miembros y los únicos seis que se han pronunciado hasta ahora han rechazado las acciones intentadas por partidos políticos de izquierda y un sindicato metalúrgico, las cuales alegaban que el torneo no podría celebrarse en un país en el que la pandemia continúa descontrolada.

De hecho, según los últimos datos oficiales, Brasil suma casi 480.000 muertes por coronavirus, con un promedio de 1.727 decesos diarios en las últimas dos semanas, y según los especialistas está a las puertas de otra ola pandémica, la cual coincidirá con la Copa América, que durará un mes y será inaugurada el próximo domingo.

Los magistrados que ya se han pronunciado siguieron la opinión de una de las instructoras del caso, Carmen Lucia Antunes, que subrayó la jurisprudencia ya sentada por el Supremo respecto a restricciones para contener la pandemia, que según la Constitución nacional recaen en los gobernadores de cada uno de los 27 estados del país.